La futura ITV de Sanlúcar la Mayor abrirá sus puertas en el último cuatrimestre de 2017

Alcalde y delegado de urbanismo mantenían una reunión en la mañana de ayer con los responsables de VEIASA que están llevando a cabo los últimos flecos de la estación. Posteriormente realizaron una visita a la misma

 

Durante la mañana de ayer, el alcalde de Sanlúcar la Mayor, Raúl Castilla, acompañado del concejal delegado de urbanismo, Álvaro García, y de los arquitectos técnicos municipales, José Manuel Aboza y Alberto Martín, mantenía una reunión con los responsables de VEIASA, entre los que se encontraba el Coordinador del Área de infraestructuras de esta empresa, Alfonso Fernández. En la misma se abordaron la gestión de los últimos trabajos que se deben desempeñar antes de que la ITV, ubicada en el Polígono Industrial y de Servicios Solúcar, abra sus puertas en el último cuatrimestre del presente año.

 

Uno de los puntos de interés abordados fue el tema de la señalización, por la que se ha pedido un informe a la Policía y de la que el alcalde ha solicitado que se ponga en conocimiento a la comunidad de vecinos del Polígono. Según hemos podido conocer, se trataría de una propuesta de novedosa señalización, basada en la reestructuración interna y planteada por los profesionales técnicos. La ampliación de los sentidos de alguna calle y la ampliación de algunos viales también han sido algunos temas tratados y de los que el alcalde se ha comprometido a abordar con el Presidente de la Diputación Provincial de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos.

 

Por su parte, los responsables de la empresa VEIASA solicitaron que se asegure con la empresa pública, Aljarafesa, la buena presión del agua de la zona del Polígono donde va ubicada la ITV y se comprometieron a presentar toda la documentación necesaria a la mayor brevedad posible para llevar a cabo los últimos trámites de una manera más sencilla. Por último, proponían al alcalde y concejal, una visita previa una vez comiencen las últimas labores de pintura de la estación.

 

Una vez finalizada la reunión, el alcalde acompañado por el equipo de gobierno casi al completo, los arquitectos técnicos municipales y los responsables de VEIASA, se desplazaron hasta el Polígono Solúcar, para visitar lo que será próximamente una realidad para Sanlúcar la Mayor, una ITV que tendrá una capacidad de 54.000 inspecciones al año, creará 18 puestos de trabajo y dará cobertura a 18 municipios del Aljarafe, con cuatro líneas, más otras dos para motos y dos zonas de verificación de taxímetros.